Entradas Populares

La Elección Del Editor - 2020

Reglas de conversación

El diálogo es un verdadero arte que necesita ser aprendido. Este fue el caso en todos los tiempos anteriores, y no ha cambiado hasta el día de hoy. Habiendo dominado tal habilidad, una persona abre muchas puertas nuevas para sí misma, convirtiéndose en un codiciado interlocutor.

Reglas de conversación

Para comprender la ciencia de la comunicación verbal, es importante dominar varias etapas básicas.

  • La habilidad de escuchar. No todos lo poseen, porque una persona está inclinada a escuchar realmente solo su propia voz. Es necesario superar y aprender a prestar toda su atención al interlocutor, así como al análisis de la información recibida de él.
  • Superando el miedo a preguntar de nuevo. A menudo sucede que no sale la primera vez para analizar una frase. No es necesario dudar en aclarar una palabra incomprensible, ya que esto no solo ayudará a evitar situaciones embarazosas, sino que también mostrará que el discurso de la persona es importante.
  • Expresiones faciales "Jugar" con cejas, sonrisas, asentimientos: todo esto a nivel subconsciente indica interés en la conversación.
  • Pausas Son necesarios durante el propio discurso, no solo para eliminar la aburrida monotonía, sino también para darle al interlocutor la oportunidad de asimilar información o insertar algún tipo de señal.
  • Cortesía Queriendo mostrarse de la mejor manera, mostrando educación y alfabetización, uno no debe olvidarse de la cortesía. La grosería, las expresiones obscenas y las "palabras parásitas" deben excluirse tanto como sea posible, especialmente cuando se comunica con un extraño.

Pequeña charla

Aprender a realizar una pequeña charla no obstaculiza a nadie. Incluso si el vis-a-vis aún no ha estado en una situación en la que necesite hablar a un nivel "alto". Esto puede suceder en el momento más inesperado, y se beneficiará la capacidad de interesar a un representante de la "alta sociedad".

Hay un pequeño recordatorio.

  1. La etiqueta del habla es muy importante aquí. En lugares donde reina una cultura especial, no se permite la comunicación a nivel diario. Los futuros interlocutores, por regla general, se presentan entre sí, se hacen llamar un nombre completo e indican algunos hechos sobre ellos mismos.
  2. El nombre y el patronímico se pronuncian para que los interlocutores se vuelvan entre sí durante una conversación. Al darse cuenta de que una persona no recordaba esto de inmediato, se le puede recordar cuidadosamente.
  3. Las palabras son solo la mitad de la imagen; las acciones no son menos importantes. Es necesario permanecer abierto, tomando una postura relajada. No se recomienda cruzar las palmas de las manos, rascarse la nariz y el cuello. Todos estos gestos le dirán al interlocutor sobre la tensión y un pequeño grado de franqueza.
  4. El mejor tema de discusión es uno de los hechos que se conocieron cuando se conocieron. Según la etiqueta, es conveniente algo común, exactamente interesante para ambos. Vale la pena tener cuidado: los temas polémicos pueden llevar a una disputa.

Consejos adicionales

Durante una conversación con una persona previamente desconocida, uno no debe plantear temas demasiado banales. Es importante tratar de comprender cuidadosamente qué intereses persigue el interlocutor para que él mismo pueda hablar sobre ellos. Observar una conversación, observar los giros del discurso, conclusiones personales sobre el grado de conocimiento y la cantidad de intereses: todo esto ayudará a comprender a una persona y determinar un tema para la comunicación.

Si quieres dejar atrás emociones exclusivamente positivas, debes aprender a dar placer a todo el proceso de conversación. Para hacer esto, aproveche una historia personal interesante, de alguna manera relacionada con el tema elegido, habiéndola contado y familiarizado con la opinión actual del interlocutor.

Una conversación no debe convertirse en una conferencia unilateral, y es importante hacer que la despedida sea lo más cortés y delicada posible.

Construcción competente de oraciones, hermosas formulaciones de los propios pensamientos, suavidad y claridad del habla: sin esto, es casi imposible llevar a cabo un diálogo constructivo y agradable. Cada uno de los aspectos contribuirá a mejorar la efectividad de la comunicación, por ejemplo, en el trabajo. No puede prescindir de estas habilidades al organizar y realizar eventos usted mismo.

Secretos de comunicación agradable.

Ser un buen conversador para extraños no es tan difícil como parece. Solo necesita recordar algunas reglas:

  • el contacto visual con una persona durante una conversación le mostrará la importancia del diálogo continuo y el interés en él;
  • incluso una sonrisa puede generar emociones positivas y contribuir a la relajación;
  • mantener una conversación: el diálogo debe continuar durante algún tiempo, incluso si el tema de la conversación de una de las partes no era interesante; no se olvide de ser cortés;
  • es poco probable que un tono elevado genere buenas impresiones, sin embargo, es mejor no hablar en voz alta;
  • el uso del nombre de una persona en la comunicación lo afectará positivamente psicológicamente en un nivel subconsciente;
  • Es posible interrumpir al interlocutor durante su discurso solo por casualidad, en ningún caso a propósito, de lo contrario esto dejará una marca negativa;
  • expresar correctamente su propia opinión solo después de completar una cierta frase cara a cara;
  • se recomienda deshacerse del hábito de jactarse, si lo hay, lo antes posible, porque a nadie le gusta este rasgo de carácter;
  • Todos tienen derecho a su opinión cuando no se convierte en un insulto.

La simplicidad es la clave para una comunicación agradable.

Sucede que después de una conversación con una persona específica te sientes incómodo. Para no convertirse en uno de estos, solo recuerde algunas cosas.

  • Lo principal es ser uno mismo, sin importar las circunstancias. No se puede negar ser digno de respeto.
  • Si el interlocutor solicita expresamente asesoramiento sobre cualquier pregunta, no debe responder la primera frase que se le ocurrió. Es mejor dedicar un poco de tiempo para pensar bien la situación y decidir si es posible brindar asistencia. Si no está allí, deje que la persona se entere de inmediato, porque en este caso solo estará agradecido por la atención y la sinceridad.
  • Poniéndose constantemente por encima de los demás, uno no puede lograr nada bueno, incluso en realidad posee tal superioridad. Es mucho más agradable brindar asistencia a las personas cercanas y necesitadas en la medida de lo posible, luego las personas mismas lo buscarán.
  • No hay nada de malo en cansarse de un diálogo, por ejemplo, con una persona molesta y desagradable. En este caso, es mejor decir esto directamente, para no ser un hipócrita.

La simplicidad es un estado mental que todos pueden poseer, simplemente quitando la "máscara" que oculta la bondad del corazón.

Para saber cómo hablar, vea el siguiente video.

Loading...

Deja Tu Comentario